febrero 19, 2021

Roberto Clemente: la gloria después de la muerte

Por TePResentoDeportes

Por: Yolymar de Jesús Pérez

Te PResento Deportes recuerda a Clemente en el mes de la Historia Afroamericana por sus luchas alcanzadas en dicha comunidad

La advertencia llevaba tiempo; porque tenía pesadillas encaminadas a la realidad y a su esposa, Vera Zabala, él siempre le comentaba que moriría joven. Y así fue, Roberto Enrique Clemente Walker murió el 31 de diciembre de 1972 a sus 38 años.

“Si se supone que debes morir, mueres”, dijo el beisbolista de los Piratas de Pittsburgh, según cuenta el libro “Clemente, el verdadero legado de un héroe inmortal”, escrito por su familia.  El guardabosque derecho perdió su vida en un aparatoso accidente de avión que transportaba ayuda a los afectados por el terremoto que destrozó a Managua en Nicaragua. Clemente nació para jugar y ayudar, por esto siempre enfatizó, “si tienes la oportunidad de ayudar a alguien y no lo haces, estás perdiendo tu tiempo aquí en la Tierra”.

Los restos del cuerpo del encargado de tres mil imparables nunca se encontraron, pero sus actos siempre son exaltados, tanto así que antes del tiempo establecido en el 1973 fue el primer latinoamericano en ingresar al Salón de la Fama del Béisbol

Vacío deportivo

Al morir dejó un vacío deportivo “porque la isla, los Piratas y el béisbol se paralizaron”, relató el miembro de la Sociedad de Investigadores del Béisbol de Puerto Rico, Jorge López. Además, expresó que, a más de 45 años, los puertorriqueños no olvidan donde se encontraban al momento que se informaron de la muerte de Clemente.

La memoria del astro boricua es tangible. Según el director del proyecto de Estatuas Deportivas, Chris Stride, Clemente es el deportista con más esculturas en el mundo. El parque de los Piratas carga con un monumento llamado “The Great One”, resaltándolo a su vez como el jugador más valioso de la Serie Mundial del 1971. Carolina, Puerto Rico, pueblo donde nació, cuenta con el estadio Roberto Clemente Walker y la Ciudad Deportiva Roberto Clemente. Asimismo, el Coliseo de Puerto Rico en Hato Rey lleva su nombre, una avenida y otras más de 10 estatuas en el país, Estados Unidos y Nicaragua.

Frente al parque de los Piratas de Pittsburgh

“A él su muerte lo reivindicó”, mencionó López al recordar que las Grandes Ligas del Béisbol otorgaban el Premio del Comisionado a un jugador reconocido por sus contribuciones caritativas a las comunidades, y luego de la muerte de la estrella, le cambiaron el nombre a Premio Roberto Clemente. El receptor puertorriqueño de los Cardenales de San Luis, Yadier Molina, obtuvo el galardón en el 2018, luego de sus aportaciones ante el paso del huracán María por la isla.

../Downloads/IMG_0395.JPG

El ganador de 12 guantes de oro se ha convertido en el deportista más influyente de Puerto Rico y para el investigador López, “es como un cid campeador, que después de su muerte gana sus batallas”. Hasta entonces, Clemente lidera la lista de 17 jugadores puertorriqueños que le han otorgado este galardón.

El número 21 se retira físicamente de los Piratas y de las ligas del béisbol de Puerto Rico para honrar las obras sociales de Clemente. Ahora se busca que el número sea retirado de todos los equipos de las Grandes Ligas del Béisbol, pero esto también carga su lucha. Al menos en el 2020, específicamente el 9 de septiembre, día de Roberto Clemente, todos los peloteros puertorriqueños en la MLB pudieron utilizar el mítico 21.

Según el libro “Clemente: la pasión y el carisma del último héroe del béisbol” en el 1970 este comenzó a visitar niños enfermos en las ciudades que componían la Liga Nacional.  Asimismo, durante su trayectoria en el béisbol de grandes ligas, fue discriminado por ser negro, por su acento al exponerse y por ser latino. Estas injusticias lo convirtieron en defensor de otros jugadores latinoamericanos y en el puente para que otros beisbolistas crecieran como él. Fue más que un legado. 

Historia Afroamericana

En octubre del 2018, la página digital Google lo honró con un Doodle llamativo con el mapa y la bandera de la isla, unas manos cargando una bola de béisbol con un corazón y él con el uniforme de su equipo por 18 temporadas, los Piratas. Todo esto por motivo del Mes de la Historia Afroamericana que intenta resaltar las luchas alcanzadas de la comunidad.

Tras el gesto de Google, Puerto Rico y las redes sociales revivieron al ícono boricua, quien no dejó que su pérdida apagara el amor que sienten los puertorriqueños por la pelota y el diamante. ¡Clemente siempre vive!

Google Doodle: Roberto Clemente